mayo 24, 2007

EL SUELDO BÁSICO DEL ISSSTE, LOS SINDICATOS, LOS TRABAJADORES Y SUS PATRONES

Veamos qué pasa con otro de los beneficiarios de la nueva Ley: el gobierno federal. De manera clara intervienen dos instancias, y aparece un concepto definido como Dependencias y Entidades, las que vendrían a ser en realidad los patrones directos, y en lo que es propiamente el gobierno federal en su condición de estado, en donde ambos sectores son partícipes complementarios a las cuotas del trabajador y son las que más aportan en este juego de “todos ponen”. Algunos piensan que el gobierno federal se sacó la lotería, afirmación parcialmente cierta. En realidad tampoco le saldrá tan barato, al menos no todavía, tendremos que ver lo que ocurre en el largo plazo, pero lo que sí es seguro es que no tendrá costo cero. Es apenas un respiro. Existe la certeza de que en el largo plazo, el costo de la reforma será sustancialmente menor al valor actual presente del adeudo pensionario sin reforma, pero no de cero pesos y esto equivaldrá a algunos puntos del PIB, tal vez varios. Recuerde usted que al gobierno federal asumirá la responsabilidad de continuar el pago de las pensiones en curso, es decir, de todos los burócratas que ya están jubilados, además del pago de una cuota solidaria permanente para los trabajadores actuales, llamada Cuota Social, y otras significativas aportaciones. Esta acción desembocará de inmediato en una liberación evidente del presupuesto del Issste al separar pensiones y servicios para los burócratas. Es claro también que el gobierno federal pagará estas pensiones con cargo al Presupuesto de Egresos de la Federación, y eso quiere decir, desprendido lector, que usted y el resto de los generosos mexicanos que pagamos impuestos seremos quienes solidariamente costearemos una parte de estas pensiones hasta que los extrabajadores y sus beneficiarios con derecho, fallezcan. Vamos a complicarnos la vida un poco con algunos números. El presidente Calderón estima el costo de la reforma a la Ley del Issste en 9 billones de pesos. El secretario Castrens estima el costo de la misma reforma en 2 billones de pesos. La misma SHCP estima en otros comunicados que el costo andará por los 25 mil millones de pesos, si así fuera sería muy barata; también sostienen que para el 2011 ya no tendrá costo para el gobierno y eso es una gran mentira. Y yo no le creo nada a ninguno de los dos declarantes porque cifras tan dispares solamente significan una cosa: nadie sabe el costo real de la reforma. Le doy un ultimo dato, juicioso lector, el costo actual de las pensiones de los burócratas es de alrededor de 50 mil millones de pesos anuales.
Otro concepto interesante incluido en la nueva Ley pero que no se ha aplicado, consiste en lo que llaman ahorro solidario en donde por cada peso que ponga el trabajador el gobierno federal aportará 3.25 pesos con un tope de hasta el 6.05% del sueldo básico del trabajador. Por cierto este concepto de Sueldo Básico es otra fuente de confusión en la nueva Ley porque lo definen así: “Artículo 17. El Sueldo Básico que se tomará en cuenta para los efectos de esta Ley, será el sueldo del tabulador regional que para cada puesto se haya señalado”, es decir, el sueldo básico puede ser cualquier cosa. Pero más adelante intentan definirlo en la nueva Ley, sin éxito, en los transitorios: “TRIGÉSIMO QUINTO. El cálculo del Sueldo Básico señalado en esta Ley, en ningún caso podrá dar por resultado una cantidad menor al Sueldo Básico establecido en la Ley que se abroga para el cálculo de las Cuotas y Aportaciones al Instituto”. Aumenta la confusión. Entonces nos obligan a recurrir a lo que decía la Ley del Issste anterior y sólo de esta manera llegamos a descubrir, al fin, a qué carajos se refieren la Ley vigente cuando menciona sueldo básico: [Artículo 15.- El sueldo básico que se tomará en cuenta para los efectos de esta Ley se integrará solamente con el sueldo presupuestal, el sobresueldo y la compensación de que más adelante se habla, excluyéndose cualquiera otra prestación que el trabajador percibiera con motivo de su trabajo. Sueldo presupuestal es la remuneración ordinaria señalada en la designación o nombramiento del trabajador en relación con la plaza o cargo que desempeña. ''Sobresueldo'' es la remuneración adicional concedida al trabajador en atención a circunstancias de insalubridad o carestía de la vida del lugar en que presta sus servicios]. Después de entender a plenitud lo que es el sueldo básico los trabajadores comenzarán a entender el tamaño de su tragedia.
La cruda realidad para los trabajadores, el estado y el municipio, es que ninguno de los tres ha pagado al Issste, nunca, sus aportaciones completas, es decir, aquellas que deberían ser calculadas con base en el salario integrado incluyendo la suma del sueldo ordinario, el sobresueldo y la compensación, sino que lo hacen, tramposamente, sobre una cantidad mucho menor al sueldo real que reciben los trabajadores. Por ejemplo, si un trabajador gana 7 mil pesos al mes, entonces su patrón, es decir las autoridades gubernamentales del estado y los ayuntamientos, deciden cotizar al Issste sobre una base salarial de 1,500 pesos, y lo condenan a realizar aportaciones miserables, ahora en su flamante cuenta individual, con las que nunca tendrá acceso a una pensión decorosa, ya no digamos equivalente a lo que gana actualmente. Así, quien afirme que la cuenta individual les dará a los trabajadores una pensión inclusive superior al sueldo actual que gana están sosteniendo una mentira monumental y yo la he escuchado nada menos que en boca del Director del Issste. En este ejemplo, el trabajador será forzado a pensionarse con la pensión mínima garantizada equivalente a dos salarios mínimos, jamás lo hará con una cantidad cercana a su sueldo real. Yo no lo inventé basta entrar a la calculadora que tienen en la página Web del Issste para saber que con ese salario base de cotización solamente tendrá derecho a recibir la fantástica suma de 730 pesos mensuales de pensión, y ese es el pasaporte a la pensión mínima garantizada. Con esta medida los gobiernos estatales y municipales se ahorran unos pesos pero pasan a perjudicar al comodino trabajador. En el caso de nuestro estado maravilla, si ocurriera el milagro de que las autoridades cotizaran sobre el salario real de los trabajadores quebraría de inmediato. No hay recursos suficientes, al menos, no para los trabajadores. Por eso el castigado es siempre el empleado, nunca su patrón que es el gobierno estatal o municipal.
A pesar de la importancia de este dato, por su significado en términos presupuestales y sociales, nadie lo menciona porque no vaya a ser que los trabajadores comiencen a preguntar y luego se alebresten, les surjan malas ideas y exijan lo que en derecho les corresponde.
Las autoridades son las que definen, unilateral e ilegalmente, con cuánto salario inscriben a los trabajadores en el Issste y éstos aguantan vara porque también pagarán menos. El gobernador, los presidentes municipales, las autoridades del Issste y el gobierno federal saben que este procedimiento era ilegal según la Ley del Issste anterior y también es ilegal con la Ley actual. En estricto sentido es un atraco al trabajador, le están robando su futuro. Esto lo saben los líderes sindicales y en años no han hecho nada. La realidad es que en el futuro tampoco moverán un dedo a favor de sus agremiados, los verborreicos líderes no están ahí para la defensa de los trabajadores. Pero hace ya tiempo que no engañan a nadie.

No hay comentarios.: